domingo, 1 de enero de 2012

Mons. Sarlinga celebró misa de "Santa María Madre de Dios" y de inicio del año 2012 en el Centro misional del Beato Juan Pablo II y anunció misiones juveniles

El Centro Misional hoy llamado "Juan Pablo II" fue reabierto a los fieles hace dos meses, en la ciudad de Campana, luego de haber asignado el Obispo esa parte de la ciudad de Campana (junto a la autopista, del lado opuesto al centro citadino) a la jurisdicción de la parroquia de Santa Florentina. Allí funcionaba la capilla "San Antonio María Claret", la cual desde hace unos años no funcionaba, y fue rehabilitada, entre otras cosas pues se trasladó a dicho recinto la estatua del Beato Juan Pablo II (obra del escultor Diego Curutchet) que fuera bendecida por el Sr. Nuncio con ocasión de la consagración de la iglesia co-catedral de Belén de Escobar. Mons. Oscar Sarlinga celebró la Santa Misa de "Santa María Madre de Dios", explicó la razón por la cual el Papa Pablo VI eligió ese título -el más eminente- de la Virgen para el primer día del año, lo cual relacionó con el evangelio de la solemnidad, acerca de la circuncisión, y la imposición del "Nombre" del Señor, el Salvador, lo cual dio origen a un "tiempo nuevo". Al mismo tiempo comentó la Jornada Mundial de la Paz y pidió que el mensaje del Santo Padre Benedicto XVI, que fue transmitido a toda la diócesis, sea leído y puesto en práctica, en especial entre los jóvenes y las familias. Acompañaron al Obispo en la concelebración el Pbro. Hugo Lovatto, cura párroco de la iglesia catedral de Santa Florentina y delegado diocesano de pastoral de Juventud, y Mons. Marcelo Monteagudo, delegado diocesano para las misiones. Luego de recalcar el sentido profundo de la "nueva evangelización" a que nos llama la Iglesia, felicitó a los agentes pastorales presentes por haber hecho "el censo" del barrio (formado por obreros de la gran fábrica "Siderca"), lo cual arrojó un total de 1,200 casas, por lo cual se calcula más de 5.000 habitantes en el barrio, y alentó al cura párroco para que, con el grupo juvenil, iniciaran durante el año una misión con visita "casa por casa", pues la atención pastoral había estado algo dejada de lado en ese lugar, donde viven numerosas familias jóvenes. Hizo luego referencia a las misiones juveniles en el verano (enero y febrero) que han comenzado a tener lugar en la diócesis, y de las que el Obispo y distintos sacerdotes van a participar. Mencionó la carta que dirigió Mons. Marcelo Monteagudo en tanto delegado diocesano para las misiones, en la que dice fundamentalmente que, “conforme a lo que nos pide la Iglesia con la “nueva evangelización”, que está plasmado en nuestro Plan Pastoral, y en unión de corazón y de criterio con nuestro Obispo Mons. Sarlinga, así como habiendo también escuchando todos nosotros (sacerdotes, religiosos, religiosas, laicos, entre los cuales muchos jóvenes) la invitación a una respuesta responsable en cuanto a nuestra misión evangelizadora” les participa y comunica algunas fechas y lugares en que los Grupos Misioneros de nuestra Diócesis realizarán su apostolado como “gesto especial de misión”. El primer grupo, de 77 jóvenes, ha sido el de “Santa María de la Estrella” (jóvenes provenientes sobre todo de Pilar y Escobar) quienes están misionando en el llamado “Bajo de Zárate” (casi junto al río). El Obispo y los padres Hugo Lovatto, Jorge Ritacco (asesor del grupo), Eduardo Musatto y Adrián Lázaro estuvieron allí el día de la Sagrada Familia y también celebraron la misa.

 Junto con algunas misiones más que aún están terminando de organizarse, ya desde el pasado año están registrados los grupos misioneros de la dióceiss de Zárate-Campana en las siguientes misiones programadas, que fueron solicitadas por los curas párrocos del lugar:

*Grupo misionero de la parroquia de  Santa Florentina, Campana, se unirá a los misioneros de la Parroquia de Nuestra Señora de la Paz y San Francisco (Pilar) para continuar la Misión Permanente  en los Centros Misionales “San Jorge”, barrio “Carabassa”, “Los Grillos” y “El Manantial”, tendrá lugar desde el 3 al 10 de enero.

*Grupo misionero de la parroquia de Nuestra Señora de Luján, Baradero, hará lo propio en el Centro Misional “Santa Clara”, jurisdicción de la parroquia de la Natividad del Señor, en Belén de Escobar, desde el 5 al 15 de Enero.

*Grupo misionero de la Natividad del Señor y colegio de Santa María, misionará en el Centro Misional “Río Luján” (con su recientemente inaugurada capilla de “Santa Teresa de Jesús”) en jurisdicción de la parroquia de San Luis Gonzaga, de Manzanares-Fátima, desde el 30 de enero al 6 de febrero. Mientras tanto, dos grupos misioneros de la diócesis de San Isidro, uno de San Fernando, y el otro de Olivos, misionan también en la zona del Río Luján, el primero, y el segundo en la zona de Fátima.

*El Grupo misionero de la parroquia de San Manuel Mártir (La Lonja, Pilar) continúa la “misión permanente” en su propia comunidad, con especial atención en el “Centro misional” de Santa Teresita (con su reciente capilla del Beato Ceferino Namuncurá) en el barrio de Los Tilos, junto al arroyo Pinazo.               

Mons. Oscar Sarlinga concluyó sus palabras en la misa de “Santa María Madre de Dios” y del Año Nuevo, afirmando que estaba muy contento con la respuesta misionera en la diócesis, cuya índole heterogénea en cuanto al impulso apostólico va superándose cada vez más gracias a la asunción de la comunión orgánica, destacó que elevaba gracias al Altísimo por el aumento y perseverancia de las vocaciones sacerdotales, y exhortó a todas las jóvenes familias a asumir un catolicismo vivido, una fe que nos movilice al testimonio, y a una caridad activa. Dijo, por último, que es un honor con contar con una imagen religiosa del Beato Juan Pablo II, que sea a la vez una insigne obra de arte, y que el ejemplo de dicho Papa nos guíe, así como el ejemplo del Papa Benedicto XVI, con su enseñanza, su cariño por todos nosotros y su dedicación a su ministerio petrino.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada